DESEOS

Estamos por terminar el año y las fiestas se avecinan. En nuestro interior las emociones se agitan, la idiosincrasia popular se hace sentir, y la inevitable asociación a costumbres religiosas se mezcla con profundos sentimientos ancestrales que nos movilizan. Más allá del dogma y creencias particulares, mi más profundo deseo para el año venidero es que logren encontrar en lo más profundo de su Ser, la luz, el amor y la paz que necesitan para llegar finalmente al puerto seguro del Ser, y pasar de ser buscadores de la verdad a hidalgos guerreros de la luz, Humanos y Viryas rescatando de las profundas tinieblas de la ilusión a otros hermanos que todavía navegan ciegos y sordos por la oscura tormenta de sus vidas. Mi más profundo agradecimiento y buenos deseos para todos ustedes, mis maestros, que me permitieron expresarme y transmitir libremente este conocimiento, encontrando el lugar que por ahora me corresponde, y me acompañaron, enseñándome que todavía hay esperanzas de libertad para el hombre y el mundo, pese a toda la violencia, manipulación y sometimiento en estos tiempos que se avecinan. Levanto la copa de la vida, y brindo con todos, deseándoles muy feliz 2012 y muchas felicidades para ustedes y los suyos desde lo más profundo de mi Ser. Morféo



Contacto personal con Morféo

¿Te gustó este artículo? Compártelo.